Sus progenitores eran lectores voraces de la Biblia, y desde esa tradición hogareña con su pincel literario traza nuevas lecturas bíblicas. Aquí una muestra.

GÉNESIS

En el principio el hombre vio que todo a su alrededor era bueno y armonioso y para tener en que entretenerse creó el caos y lo llamó Dios.

 

LOS HIJOS DE SIMÓN

Aconteció que Jesús dijo a sus discípulos que en Jerusalén sufriría grande aflicción y muerte y que al tercer día, de entre los muertos se alzaría, y Pedro lo atrajo hacia sí y le dijo:

-No acudas al llamado de la muerte.

-¡Apártate de mí, Satanás! -dijo Jesús a Pedro- Me eres piedra de tropiezo…

Y sobre esa roca, cuentan los hijos de Simón, que hasta aquí nada habían dicho, edificó su Iglesia el Cordero de Dios.

 

ÚLTIMO DESEO

La lectura de Apocalipsis 21.21* cambió, para siempre, su vida.

Desde entonces fue hombre piadoso, celoso de sus buenas obras y amor al prójimo.

Sólo pidió para sí, que al momento de su muerte, lo enterraran con un pico, una alforja y un

par de zapatillas.

 

© Josué Santiago de la Cruz

*Apo. 21.21. Las doce puertas eran doce perlas, y cada puerta estaba hecha de una sola perla. La calleprincipal de la ciudad era de oro puro, como cristal transparente.